acciones

Mujer

La  asociación El Colletero trabaja desde las mujeres en un desarrollo rural que pretende una mejor vida para todas las personas que vivimos en nuestra Comunidad. Hemos elegido muchos enfoques para ver el desarrollo sostenible y en equidad desde muchos ángulos  y uno de  esos enfoques es la construcción de comunidad cuidadora que engloba  a las personas y al medio ambiente que nos rodea.

Este trabajo desde  el enfoque mujeres nos permite el empoderamiento porque hemos elegido llevar adelante la gestión de los proyectos e implicarnos en su liderazgo, con una visión de liderazgos compartidos y de saberes de las mujeres, con un slogan de “entre todas sabemos caso todo” y lo que no lo aprendemos juntas.

 

Hay varias autoras que inspiran nuestra filosofía, entre ellas podríamos nombrar a Yago Herrero  y a Vandana Shiva, ambas nos muestran con sus escritos y aportaciones el camino de convergencia entre la ecología  y el feminismo que nos permite acompasar nuestras actividades  con comodidad.

El ecofeminismo contribuye al desarrollo del pensamiento feminista hacia una perspectiva mucho más general, ya que aparte de defender la igualdad respecto a hombres y mujeres, respeta la naturaleza y la biodiversidad.

Las primeras conexiones entre el feminismo y la ecología se encuentran en los años 70. En ellas se define una sociedad en la que las mujeres viven sin opresión, lo que implica la construcción de una sociedad ecológica, descentralizada, no jerárquica y no militarizada, con democracia interna y en la que prevalece el uso de tecnologías más respetuosas con el medio ambiente.

El ecofeminismo señala que dentro del sistema patriarcal existe la dominación y explotación tanto de las mujeres como de la naturaleza, que tienen un origen común. También defiende que la biología de las mujeres, su cuerpo –lo que las capacita para gestar y crear vida-, hace que estén en una posición de mayor proximidad con la naturaleza.

Nuestra experiencia desde el mundo rural nos acerca a estas definiciones y nos permite llevar  cabo la actividad asociativa y comunitaria desde estas premisas.

Queremos ser referente y espacio de cuidado y seguridad para las mujeres del entorno, seguir adelante con nuestra actividad de desarrollo y empoderamiento y cuidar a las personas y al planeta en una visión de corresponsabilidad de todas las personas hacia el resto y hacia los recursos naturales y en reciprocidad de unas personas con otras.

Creemos en una sociedad que se relaciona en pie de igualdad y un trabajo desde la equidad que nos permita alcanzar los objetivos individuales y comunitarios de desarrollo.